El joven de 25 años dio un grito que solo los jugadores entenderán